Los momentos más emotivos del homenaje IN MEMORIAM Carlos Niebla

Organizado por Raquel Presa, teatrista y promotora tijuanense, quien logró que la ceremonia de cenizas presentes, así como el merecidísimo minuto de aplausos al apreciado actor que inmortalizó a “La Reina de su casa”, se realizara en la Sala de Espectáculos del CECUT.

El homenaje sirvió de inicio –tal como lo ofreció Pedro Ochoa, director del CECUT- al Décimo Encuentro de Dramaturgia y Teatro, el Jueves 20 de Septiembre.

Definitivamente uno de los momentos más significativos fue cuando se pudo ver a Carlos –en una videograbación Beta tranportada a VHS– interpretando “Dios en la tierra”, de José Revueltas, acompañado en vivo por la icónica banda de rock Mercado Negro, para deleite de quienes no tuvimos la fortuna de ver esta puesta en escena, que duró mucho tiempo en temporada en el ya legendario foro cultural Río Rita, de Avenida Revolución.

Y para concluir su participación en el homenaje, Mercado Negro interpretó la canción favorita de la banda, con la que, según dijo Chuy Hernández, fundador del grupo, “Carlos se ponía a bailar y a disfrutar como bien sabía hacerlo”.

Por su parte, Emiliano López, del célebre ensamble 4 PARA TANGO, interpretó una fusión de “Volver” de Carlos Gardel y “La flor de la canela”, de Chabuca Granda, por sugerencia y petición de la maestra Rosa Romero, tía de Emiliano y fundadora, junto con Jorge Domínguez, de la exquisita compañía de danza contemporánea Romero-Domínguez, a la que Carlos se integró cuando esta agrupación dancística emigró de la capital del país para establecer su base en Tijuana.

La soprano tijuanense Norma Navarrete también participó en el homenaje, dedicándole a Carlos una emotiva aria de la ópera Tosca, del italiano Giacomo Puccini, cuyo inicio, traducido al español dice: “He vivido del arte, he vivido del amor,¡nunca le he hecho mal a nadie…!”

Heriberto Norzagaray vino desde Mexicali para compartir, con orgullo bien ganado, que él fue quien más veces presentó a LA REINA DE SU CASA en tierras cachanillas, enfocándose en llevar el importante mensaje social de este monólogo principalmente a preparatorias y universidades.

Hebert Axel, destacado actor y director tijuanense, y uno de los mejores amigos de Carlos, rompió en llanto después de recordar la discriminación que el actor padeció en varias ocasiones, y a pesar de la cual él seguía brindando su ayuda desinteresada a cualquiera que la necesitara, sin distinción de ninguna especie.

Y finalmente, uno de los sobrinos de Carlos, en representación de la numerosa familia del actor, leyó una emotiva despedida, en la que se lamentó de la pérdida de un gran ser humano y un histrión inigualable, pero invitó a proseguir con su enorme legado artístico para las siguientes generaciones.

 

Textos y Fotos: Alma Delia Martínez / Bitácora Cultural MX

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *